Álvaro Bilbao tiene claro cuáles son los cinco momentos “idóneos” de la crianza para empezar a educar en positivo

By Pasión Paternal

Álvaro Bilbao y los cinco momentos idóneos de la crianza para educar en positivo

Álvaro Bilbao es un reconocido psicólogo y neuropsicólogo especializado en el desarrollo infantil y la crianza. En su libro «El cerebro del niño explicado a los padres», Bilbao destaca la importancia de educar a los niños en un ambiente positivo desde temprana edad. Según él, hay cinco momentos clave en la vida de un niño en los que los padres deben enfocarse en la educación en positivo para lograr un desarrollo emocional saludable.

Los cinco momentos «idóneos» según Álvaro Bilbao

1. **Desde el nacimiento**: Bilbao destaca la importancia de establecer un vínculo afectivo sólido desde el momento en que nace el niño. Los primeros meses de vida son fundamentales para establecer una relación de confianza y seguridad con el bebé, lo que sentará las bases para una educación en positivo en el futuro.

2. **Durante la infancia temprana**: Entre los 2 y los 6 años, los niños experimentan un rápido desarrollo cognitivo y emocional. Es crucial en este periodo brindarles un entorno seguro y estimulante, en el que se fomente la autonomía y la exploración, sin caer en un autoritarismo excesivo.

3. **En la etapa escolar**: Durante la etapa escolar, los niños empiezan a interactuar con su entorno de manera más independiente. Es importante acompañarlos en su aprendizaje, fomentando la responsabilidad, la empatía y el respeto hacia los demás.

4. **En la adolescencia**: La adolescencia es una etapa complicada tanto para los padres como para los adolescentes. Es fundamental mantener una comunicación abierta y respetuosa, estableciendo límites claros pero flexibles, y fomentando la autoestima y la autonomía de los jóvenes.

Tal vez también te interese leer  ‘Regla de los nueve minutos’: el hábito avalado por la neurociencia que mejora cada día el desarrollo y el comportamiento de los niños

5. **Durante la juventud adulta**: Incluso cuando los hijos ya son adultos, los padres siguen desempeñando un papel importante en su vida. Es fundamental apoyarlos en su proceso de independencia y ayudarles a desarrollar habilidades para afrontar los desafíos de la vida adulta.

Otros aspectos clave de la crianza en positivo

Además de los cinco momentos «idóneos» según Álvaro Bilbao, existen otros aspectos clave en la educación en positivo que los padres deben tener en cuenta. A continuación, se presentan algunos de ellos:

1. **Fomentar la comunicación**: La comunicación abierta y respetuosa es fundamental en la crianza en positivo. Escuchar activamente a los hijos, expresarles cariño y apoyo, y resolver los conflictos de manera constructiva son aspectos clave para establecer una relación saludable.

2. **Promover la autoestima**: Es importante fomentar la autoestima y la confianza en los hijos, reconociendo sus logros y esfuerzos, y mostrándoles que son valorados tal como son. Una buena autoestima es fundamental para el bienestar emocional y el desarrollo positivo de los niños.

3. **Establecer límites claros**: Si bien es importante ser flexible en la crianza, también es necesario establecer límites claros y coherentes. Los límites ayudan a los niños a sentirse seguros y protegidos, y les enseñan a respetar las normas y los valores de la familia.

4. **Fomentar la empatía y la resiliencia**: Enseñar a los niños a ponerse en el lugar de los demás, a ser compasivos y solidarios, y a enfrentar los desafíos de la vida con optimismo y perseverancia son aspectos fundamentales en la crianza en positivo.

5. **Modelar comportamientos positivos**: Los padres son el principal modelo de comportamiento para sus hijos. Por lo tanto, es importante actuar de manera coherente con los valores que se quieren inculcar, mostrando empatía, respeto, honestidad y responsabilidad en todas las situaciones.

Tal vez también te interese leer  Libros y cuentos para aprender a leer desde edades tempranas

Conclusiones

En resumen, la crianza en positivo es un enfoque que busca promover el desarrollo emocional, social y cognitivo de los niños de manera saludable y constructiva. Álvaro Bilbao destaca los cinco momentos «idóneos» en la vida de los niños para empezar a educar en positivo, pero también es importante tener en cuenta otros aspectos clave como la comunicación, la autoestima, los límites, la empatía y el modelado de comportamientos positivos. Educar en positivo no es una tarea fácil, pero los beneficios para los niños y para la familia en su conjunto son enormes.

Otros artículos que te pueden interesar

Deja un comentario