Pasión Paternal

"En Argentinos pasé grandes momentos"


21 de mayo de 2015

Pasión Paternal - @pasionpaternal

En la previa del partido frente Newell?s Old Boys, Pasión Paternal habló con Fabián Garfagnoli, quien se desempeñó en el "Bicho" durante seis años y logró el ascenso en 1997. El ex defensor, que actualmente es el entrenador de la séptima división del equipo rosarino, recordó su llegada al club y el gran equipo que se formó en esa época con jugadores como Placente, Schiavi y Polo Quinteros: "Aquel grupo era excelente".

Click en la foto para ampliar


Luego de conseguir dos títulos con la camiseta "Leprosa", la carrera de Fabián Garfagnoli se mudó a La Paternal en 1996. Actualmente con 44 años de edad, y todavía está ligado al mundo del fútbol en su tierra natal de Rosario, nos contó cómo lo vivió en aquel momento: “A mí me trajo Jorge Olguín en el 96, después él se va y llega Chiche Sosa. Luego de conseguir el ascenso hicimos 27 puntos en un torneo y 28 en el otro. Después el equipo se desarmó, pero subieron chicos muy buenos. En eso Argentinos siempre se destacó. En confiar en los jóvenes e intentar jugar bien al fútbol. Newell‘s es mi primer casa, es cierto, pero en Argentinos me topé con buena gente y muy buenos equipos. Tengo recuerdos muy lindos y tuve la suerte de jugar 6 años, desde el 96 hasta el 2002”.

Profundizando aquel plantel que logró el ascenso tan solo un año después de haber descendido de categoría, Garfagnoli dio su punto de vista sobre la clave del éxito: “Cuando llegué al club no pude jugar por lesión, y la primera fecha con Nueva Chicago perdimos 3-0. Parecía que nunca más íbamos a ascender. La segunda fecha empatamos y después de ahí no paramos de ganar. El grupo era muy bueno, uno recuerda a Alejandro Lanari, al “Flaco” Schiavi, Polo Quinteros, Cristian Zermatten, que actualmente me sigo hablando. En ese momento ellos hicieron las cosas muy bien y la gente siempre los recuerda”.

Sin embargo, y con un nuevo descenso en puerta en el año 2002, Garfagnoli tuvo que abandonar el club y explicó su pelea con la dirigencia del club: “Más que una pelea, fue desordenada mi salida del club. Yo estuve 6 años, era capitán, había jugado muchos partidos y yo consideraba que debía seguir en el club. En ese momento estaba Ricardo Rezza en el club y lamentablemente no me pude quedar. Lo que más me molestó fue la desprolijidad con la que salí de club. Me dijeron que mi ciclo en el club estaba cumplido y yo sentía que podía dar más”, expresó.

Para cerrar, dio su opinión sobre el partido de este domingo, aunque no se animó a pronosticar un resultado: “Ambos equipos tienen ideas similares, tratar de jugar bien el balón. Newell‘s no es el que vieron contra Chacarita. Hoy en día enfrentarlo no es fácil para cualquiera. Hay jugadores de jerarquía como Maxi Rodríguez y a tres o cuatro jugadores importantes. Creo que a partir de la derrota por Copa Argentina, el funcionamiento va cambiar. Va ser un partido lindo para ver porque ambos van a proponer”, cerró.

Compartir esta nota en